Lección 8 | La Promesa | Escuela Sabática Universitaria

El Génesis

La palabra inglesa Genesis se deriva del griego genesis, que significa «principio», a su vez derivado del hebreo bere’shit, «en el principio» -la primera palabra del libro (¡por tanto, la primera palabra de toda la Biblia!). El Génesis nos da el fundamento, la base, sobre la que descansan todas las Escrituras siguientes. Debido a que es el primero, y tan fundamental para todo lo que viene después, el Génesis es probablemente el libro más citado o referido en el resto de las Escrituras.

El Génesis es importante porque es el libro que, más que cualquier otra obra, en
cualquier lugar, nos ayuda a entender quiénes somos como seres humanos, una verdad especialmente importante ahora, en una época en la que se considera que los humanos no somos más que accidentes, creaciones fortuitas de un universo puramente materialista. O, como dijo un físico, los humanos somos «barro organizado» (lo cual es hasta cierto punto cierto, aunque para él sólo lo organizaron las leyes de la naturaleza).

El hombre es un ser humano hecho a propósito y perfectamente a imagen y semejanza de Dios en un mundo perfecto. El Génesis también explica la Caída; es decir, por qué nuestro mundo ya no es perfecto y por qué nosotros, como humanos, tampoco lo somos. Sin embargo, el Génesis también nos consuela con la promesa de salvación de Dios en un mundo que, en sí mismo, no nos ofrece más que sufrimiento y muerte.

Durante este trimestre, no sólo leeremos y estudiaremos el libro del Génesis, sino que disfrutaremos de sus hermosas historias y aprenderemos a caminar mejor con el Señor de la Creación, el Dios de Abraham, Isaac y Jacob.

Jacques B. Doukhan, DHL, ThD, es profesor emérito de exégesis hebrea y del Antiguo Testamento en el Seminario Teológico Adventista del Séptimo Día de la Universidad Andrews

#EscuelaSabáticaUniversitaria #EscuelaSabática #LaVerdadPresente #GuíadeEstudio #Génesis



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*