Lección 12 | Lunes 19 de marzo 2018 | Hábitos de toda una vida | Escuela Sabática Joven

LUNES 19 DE MARZO
HÁBITOS DE TODA UNA VIDA
LOGOS – JEREMÍAS 29:13; HEBREOS 11:10; EFESIOS 5:16; 1 TESALONICENSES 5:23; 2 TIMOTEO 4:7 BUSCA PRIMERO A DIOS (JEREMÍAS 29:13)
“Se requiere un mínimo de unos 21 días para que una imagen mental vieja se disuelva y se materialice una nueva” . Maxwell Maltz publicó esta cita y otras sobre cambio de conducta en un libro titulado Psico-cibernético (audiolibro) en 1960, Investigaciones más recientes sugieren que se necesitan unos 66 días (o un poco más de dos meses) para que una nueva conducta se vuelva automática.
La mayordomía cristiana se trata de desarrollar hábitos que eventualmente lleguen a ser una parte integral de un estilo de vida. Buscar primero a Dios debe ser un hábito tan bien cultivado que eventualmente se da naturalmente, pero ¿cómo buscas y encuentras a Dios con todo tu corazón?
Hay tres pasos para buscar a Dios. Primero, debes reconocer que necesitas a Dios y que sin él nunca estarás totalmente satisfecho. Hacemos esto mediante un examen profundo de consciencia y oración. Juan Wesley dijo: “ Necesitamos retirarnos diariamente del mundo, al menos por la mañana y por la tarde, a conversar con Dios: a tener una comunión más íntima con nuestro Padre que está en secreto”.1 Entonces, tienes que renunciar a todos los demás”. Esto significa que Dios tiene el lugar prioritario en tu vida y que tu principal preocupación es la sumisión a su voluntad. Finalmente, tienes que mantener tu relación con Jesucristo. Hacer esto requiere tiempo de calidad y esfuerzo. No es suficiente con solamente leer la Biblia; necesitamos estudiar la Biblia con oración para convencernos de nuestras equivocaciones y desear que el Padre cambie nuestros pensamientos y conductas, y para estar inspirados a servir.

BUSCA EL REGRESO DE JESÚS (HEBREROS 11:10)
Hebreos 11 ha recibido el apodo de “El salón de la fe” , ya que en este capítulo está detallada una lista de personas que creyeron que lo Imposible era posible mediante Jesucristo. La fe de Abraham le permitió creer que tendría un hijo aunque era muy anciano: pero también es importante examinar su creencia en el fin de este mundo pecaminoso porque “esperaba la ciudad de cimientos sólidos, de la cual Dios es arquitecto y constructor” (Hebreos 11:10).
Se cuenta la historia de tres aprendices diablos que se estaban preparando para su graduación. Cada uno presentó su tesis sobre cómo destruiría a la humanidad. El primer candidato dijo que le diría a la gente que no hay un Dios, y la idea del segundo era decirles que no hay infierno. La tesis del tercero ganó porque él declaró que le diría a la gente que no había necesidad de tomar decisiones apresuradas y que tenían todo el tiempo del mundo.

Compartir

Recomendado

Comentarios de Facebook

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*