Lección 1 | Lunes 29 de junio 2015 | Libertad de elección | Escuela Sabática


Lunes 29 de junio
LIBERTAD DE ELECCIÓN
Incluida en el informe de la creación está la advertencia divina de no comer del “árbol de la ciencia del bien y del mal” (Gén. 2:9, 17). Así, desde el mismo principio, vemos el elemento moral otorgado a la humanidad, algo que no se ve en ninguna otra criatura viviente. Como dijimos ayer, la capacidad para realizar juicios morales es una manera en la que los humanos revelan la imagen y la semejanza de Dios.
¿Qué dice Génesis 2:15 al 17 acerca de la realidad de la libertad de elección en la humanidad?
Dios pudo haber creado a los humanos de modo que automáticamente hicieran la voluntad de Dios. De esa manera operan los otros elementos creados, tales como la luz, el sol, la luna y las estrellas. Obedecen a Dios sin ningún elemento de elección. Cumplen la voluntad de Dios en forma automática, mediante las leyes que guían sus acciones.
Pero, la creación de los hombres fue especial: Dios los creó para sí mismo, y quería que hicieran sus propias elecciones, que eligieran adorarlo voluntariamente, sin ser obligados a ello. De otro modo, no podrían amarlo; porque el amor, para ser verdadero, tiene que ser ofrecido libremente.
Dios respeta y protege la libertad humana de elegir (libre albedrío) porque él mismo la originó. El Creador no interfiere con las elecciones más profundas de los hombres. Las equivocadas tienen consecuencias y, a veces, son terribles; pero está en contra del carácter de nuestro Dios soberano forzar la obediencia o el acatamiento.
El principio de la libertad humana de elección tiene tres implicaciones importantes:
* Para la religión: un Dios omnipotente no dirige unilateralmente la voluntad y las elecciones individuales.
* Para la ética: las personas son responsables moralmente por sus acciones.
* Para la ciencia: las acciones del cuerpo y el cerebro no están determinadas completamente por leyes de causa y efecto. Las leyes físicas están involucradas en nuestras acciones, pero el libre albedrío significa que tenemos la oportunidad de elegir nuestras acciones, especialmente las morales.
¿Cuáles son algunas de las elecciones libres en lo moral que tendrás que hacer en los próximos días? ¿De qué modo puedes usar este sagrado don de la manera correcta? Piensa en las consecuencias del mal uso de él.

Recomendado

Comentarios de Facebook

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*