“En esto conocerán todos que sois mis discípulos, si tuviereis amoríos unos con los otros”(Juan 13:35). Cuando Jesús vino a esta tierra, vino al pueblo al que se le había dado la visión más clara de Dios. “El pueblo de Dios”de­ bía ser una “luz sobre un monte”, mostrando a todos los seres humanos cómo era Dios.Y aunque habían escuchado su voz mediante los profetas y, aun a veces, seguido sus caminos, ahora estaban lejos de sus planes. Elena de White describió cuán malos habían llegado a ser. Pero ella también explicó lo que Dios haría para traerlos de regreso a su luz. “La tierra quedó oscura porque se comprendió mal a Dios.A fin de que pudiesen iluminarse las lóbregas sombras, a fin de que el mundo pudiera ser traído de nuevo a Dios, había que quebrantar el engañoso poder de Satanás.

Recomendado

Comentarios de Facebook

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*